Con una inversión superior a los 900 millones de dólares y 300 megavatios de capacidad instalada, Jaguar Energy es la planta de generación eléctrica más importante de Guatemala y la región centroamericana.

En promedio, Jaguar Energy genera alrededor de un 50 por ciento más que la hidroeléctrica Chixoy. Contribuye además a la diversificación de la matriz energética a la vez que representa ahorros considerables al sistema eléctrico nacional.